martes, 21 de abril de 2009

Crianza de Caballos (Información general)

La crianza de caballos surgió cuando el ser humano se dio cuenta de la gran utilidad que tienen para el trabajo en el campo, en las guerras, como medio de transporte y para la industria.

Hoy en día existen 200 razas en todo el mundo y se reconocen 30 razas extintas. El caballo es un mamífero herbívoro perisodáctilo que pertenece a la familia de los Équidos.

Esta familia incluye tres grupos de mamíferos salvajes: un primer grupo está constituido por las cebras, originarias de África; un segundo grupo comprende a los asnos, que a su vez incluye al asno salvaje africano, al kiang y al onagro, que habitan en Asia y, por último, el tercer grupo está representado por los caballos propiamente dichos.

La característica anatómica más notable del caballo moderno es la presencia de un único dedo en cada una de sus extremidades. Por este motivo se le considera un perisodáctilo, es decir, un ungulado con número impar de dedos.

Los caballos requieren espacios especiales para descansar, ejercitarse, comer y dormir, estos lugares varían en cuanto a forma, materiales, y tamaño, dependiendo de las condiciones del lugar donde se encuentren los animales.

Las caballerizas son los lugares en donde son alojados los caballos para descansar y comer, además es aquí donde pasan una gran parte del día.

El tipo de caballeriza depende de la región en que se encuentren los caballos, ya que los materiales que se ocupan son diferentes para adaptarse a los diferentes climas.

Al hablar de picaderos nos referimos a los lugares en donde son entrenados los caballos, ya sea para equitación , exhibición o alta escuela; también es el lugar donde simplemente salen a tomar el sol.

El aparato digestivo de los caballos les permite realizar la fermentación de su alimento en el intestino grueso, para que su digestión sea más eficiente.

Entre los alimentos que componen la dieta del caballo se incluyen: los forrajes, heno y paja, los granos y sus derivados, como el maíz, el salvado, y la avena, los alimentos suculentos, como las zanahorias y manzanas, los suplementos proteínicos y los aditivos.


El tipo de alimentación del caballo dependerá de su edad, tipo de actividad que realiza y estado fisiológico. También existen alimentos comerciales o procesados para caballos, que están balanceados con los nutrientes que requiere el animal. Un punto fundamental de la cría de caballos es la alimentación, ya que debido a la disposición o tipo de aparato digestivo, es muy propenso a sufrir de cólicos, los que llegan a provocar su muerte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada